2022-04-19
Ihar Jankau. Foto: persönliches Instagram-Account.
Ihar Yankau. Foto: su cuenta de Instagram.

Ihar Yankau se alistó como voluntario el 24 de febrero, el primer día de la guerra. Ahora el belaruso de 26 años con el indicativo «Yankee» es comandante de un batallón internacional de las Fuerzas Armadas de Ucrania. Entre las misiones de combate y el entrenamiento se las arregla para administrar páginas en las redes sociales, donde muestra la vida cotidiana de los soldados en la guerra.

Yankau abandonó Belarús en septiembre de 2020, cuando las fuerzas del orden empezaron a buscarle. Se trasladó a Kyiv, consiguió un trabajo allí y empezó a practicar jiu jitsu. «Se empezó a hablar de la guerra unos seis meses después de que me trasladara a Ucrania. En ese momento empecé a pensar en qué hacer si estallaban las hostilidades», recuerda. – «En Kyiv, ya tenía amigos, un trabajo y un lugar donde vivir. Sentí que era mi hogar, así que no podía abandonarlo y no defenderlo contra el enemigo»

A través de conocidos, Yankee entró en un batallón de voluntarios de las Fuerzas Armadas de Ucrania, en el que había ucranianos, belarusos y ciudadanos de otros países. Aprendió rápidamente a ser militar y a utilizar una ametralladora, aunque nunca había hecho servicio militar. Subraya que, como comandante del batallón, no da órdenes ni envía a la gente a misiones: «Los chicos ejecutan mis órdenes directamente en la batalla. Pero aún así todos estamos aquí en igualdad de condiciones. Tomamos decisiones juntos»

El voluntario dice que se le ocurrió la idea de hacer un videoblog por casualidad: al principio grababa la vida en la guerra para sí mismo, «para que haya un recuerdo, si sobrevivo». Entonces subió a TikTok algunos vídeos que despertaron un gran interés. Tras los intensos combates en el pueblo de Lukyanivka, fue entrevistado por un bloguero ucraniano, «y así empezó todo».